Víctima de narcotraficantes recupera su casa en Valle del Guamuez, Putumayo  gracias a la URT

 El Juzgado Primero Civil del Circuito Especializado en Restitución de Tierras de Santiago de Cali, ordenó restitución por despojo, anulando el embargo y la diligencia de remate de una casa ubicada en el municipio de Valle del Guamuez, Putumayo.

AUDIO BENEFICIARIA*beneficiaria urt

 Mocoa/COLPRENSA

 Después de 4 años Mariela Estrada* recuperó la casa que le fue despojada bajo acciones irregulares que emprendieron abogados, narcotraficantes y un juez de la república.

El trabajo liderado por la Unidad de Restitución de Tierras, en Putumayo, hizo posible que la justicia restableciera los derechos sobre la propiedad que había construido con su esposo y que perdió por amenazas de muerte que recibió desde hace más de 9 años por narcotraficantes que operan en la zona, quienes aseguraban que un familiar de ella había perdido un cargamento de coca por un valor de $23.000.000 y la obligaron a pagar.

Tiempos después su casa fue rematada por un juzgado, respaldando esta acción con una letra de cambio que conservaban los narcotraficantes, quienes la habían obligado a firmarla y que no se la devolvieron, a pesar de que ella había cancelado su deuda. Por recomendación de una amiga, la víctima llevó su caso a la URT, y logro demostrar que fue hostigada, amenazada y despojada de su predio.

Durante el tiempo que duro el proceso, quienes ocupaban su casa de manera ilegal trataron de acabar con su esperanza. Sin embargo, la confianza puesta en el trabajo liderado por la Unidad, el Juzgado Primero Civil del Circuito Especializado en Restitución de Tierras de Santiago de Cali le restableció los derechos sobre su vivienda.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

AUDIO: Director URT Putumayo mario coral mejia

Para Mario Coral, director de la Unidad en Putumayo, la debida representación a las víctimas hace que la justicia resconozca sus derechos y agrega: “La institución se creó para desarrollar la hermosa y loable tarea de reparar a nuestros solicitantes mediante la restitución, con diligencia y mucho sentido humano”.

*Nombres cambiados por seguridad