Oscar Sanda; esencia indígena a través del arte

 

 

En la foto Oscr Sanda con su obra “Diusy-yaya” Dios Padre

Los colores de la Amazonía, definen a Oscar Sanda, desde el día en que descubrió su pasión por la pintura. Proveniente de Puerto Alegría, Amazonas, se reconoce un leguizameño más del Putumayo, que representa sobre el lienzo sus raíces y su esencia indígena.

Mocoa

Por: Martha Cecilia Renteria

Aprendió a pintar en óleo sobre lienzo por necesidad, para sobrevivir en la ciudad de Cali, hasta donde las consecuencias del conflicto lo llevaron luego de abandonar su trabajo como profesor rural en Puerto Leguízamo, Putumayo. Y superados los tiempos grises, por su enorme talento, capacidad para dibujar y dominar el pincel, hoy su nombre traduce la magia exótica de la Amazonía, su mayor inspiración a la hora de pintar.

Se define como un artista plástico empírico, apasionado, soñador, pero sobre todo amante de la naturaleza y sus raíces indígenas que destaca en la mayoría de sus obras, llevando consigo un mensaje puro y esperanzador. Su arte representa parte del lenguaje del Putumayo.

Con 33 años de edad, y una vida entera por aprender, ha logrado que sus obras se hayan vendido a nivel nacional e internacional, sumado a importantes participaciones en exposiciones de arte sobre lienzo.

No tiene nada que envidiar a los grandes artistas del país, Sanda pinta con el corazón y con profundo sentido de pertenencia y respeto por aquellas poblaciones rurales e indígenas con las que comparte sus creencias y su origen.

“Tragedia” una de sus obras más representativas y simbólicas de su trabajo como pintor, lleva consigo la carga emocional generada desde aquella noche triste del 31 de marzo de 2017, cuando la naturaleza se llevó en sus aguas parte de Mocoa. En ella ilustra la angustia propia y la de muchas familias que perdieron a sus seres queridos en medio de la avalancha de piedra y lodo.

Hoy desde la capital putumayense y conociendo la geografía de la región, pinta a petición del público y pinta por convicción sobre la cultura ancestral y autóctona del Putumayo-